Francis en #rosavientos: Diferencias entre el cerebro del hombre y de la mujer

Dibujo20131207 connection-wise analysis - brain - pnas org

Ya puedes escuchar en este enlace el audio de mi sección Eureka en el programa La Rosa de los Vientos de Onda Cero [audio mp4]. Como siempre, una transcripción, enlaces e imágenes.

Se dice que los hombres son de Marte y las mujeres son de Venus, o que los hombres no escuchan y que las mujeres no entienden los mapas. ¿Qué dice la ciencia sobre las diferencias cognitivas entre hombres y mujeres? Las investigaciones científicas realizadas en el último siglo indican que no hay diferencia en el nivel global de inteligencia (lo que mide el coeficiente intelectual). Pero hay muchas tareas cognitivas en las que las mujeres son mejores que los hombres y viceversa. Muchos estudios psicológicos y neurocientíficos confirman que las mujeres poseen mayor fluidez verbal y realizan más rápido tareas con el lenguaje. Mientras que los hombres son mejores en tareas espaciales, como mover objetos en un espacio tridimensional y tienen mejor precisión en pruebas motoras. Los estudios con neuroimagen confirman que hay diferencias en el metabolismo en el sistema límbico, que gestiona las respuestas fisiológicas ante estímulos emocionales. Estas variaciones cognitivas entre sexos se deben a diferentes influencias hormonales sobre el desarrollo del cerebro. Las hormonas sexuales condicionan la organización del cerebro en una etapa precoz de la vida.

El artículo técnico es Madhura Ingalhalikar et al., “Sex differences in the structural connectome of the human brain,” PNAS, AOP 02 Dec 2013. Más información en español en Javier Peláez, “Las conexiones neuronales de tu cerebro varían si eres hombre o mujer,” Cuaderno de Ciencias, 05 Dic 2013; Javier Sampedro, “Por qué ellos se orientan mejor y ellas tienen más memoria,” El País, 03 Dic 2013. Y en inglés “Brain Connectivity Study Reveals Striking Differences Between Men and Women,” Science Daily, 02 Dec 2013.

En series de televisión como CSI o Bones dicen que se puede saber a simple vista si un cráneo pertenece a un hombre o a una mujer. ¿También se puede saber si un cerebro es de un hombre y de una mujer? Para un profano es muy difícil distinguir un encéfalo humano masculino de uno femenino, pero es fácil para un experto en anatomía forense. Lo más fácil es separar ambos hemisferios para ver varias diferencias estructurales en la anatomía que se pueden reconocer a simple vista; por ejemplo, el tamaño y la morfología del cuerpo calloso, el área preóptica en el hipotálamo anterior, el volumen del núcleo del lecho de la estría terminal, o la morfología del surco lateral del cerebro (la llamada cisura de Silvio). Estas diferencias anatómicas están relacionadas con las habilidades cognitivas, pero lo más importante en el funcionamiento del cerebro es la conectividad entre las neuronas.

Dibujo20131207 Schematic of the pipeline for creating the structural connectome - pnas org

¿Se han realizado estudios sobre las diferencias del funcionamiento del cerebro masculino y femenino a nivel neuronal? Esta misma semana se ha publicado en la prestigiosa revista PNAS (siglas en inglés de Actas de la Academia Nacional de Ciencias de EEUU) un estudio del conectoma humano realizado por neurocientíficos de la Universidad de Pensilvania, en Filadelfia, EEUU. El conectoma es el mapa de todas las conexiones entre las neuronas y este nuevo estudio se ha centrado en las diferencias entre ambos sexos y con la edad. Para ello se ha estudiado el conectoma de 949 personas (521 mujeres y 428 hombres) con edades entre 8 y 22 años. La conclusión es que la conectividad entre las distintas partes del cerebro se desarrolla de forma diferente en los dos sexos. En las mujeres predominan las conexiones entre los dos hemisferios cerebrales y en los hombres prevalecen las conexiones internas dentro cada hemisferio. Lo más curioso es que este patrón se invierte en el cerebelo, que también tiene dos pequeños hemisferios; hay que recordar que el cerebelo es muy importante en la coordinación de movimientos y el aprendizaje de tareas motoras.

¿Cómo se relacionan estas diferencias en el conectoma con lo que ya se sabía a partir de estudios psicológicos previos? El cerebro está dividido en regiones que se encargan de diferentes funciones. La estructura de las conexiones en el cerebro masculino agiliza el intercambio de información entre las áreas de percepción de la realidad y las áreas de acción. Como por ejemplo, entre la región encargada de la percepción visual, que está situada cerca de la nuca, y la región que mandan las órdenes a los músculos para ejecutar movimientos, que están localizadas más o menos por encima de las orejas. En los hombres, la mayor conectividad dentro de cada hemisferio mejora las capacidades de orientación y acelera el tratamiento de la información y la respuesta ante estímulos móviles. Por otro lado, los dos hemisferios son diferentes entre sí, alojando el hemisferio izquierdo nuestra parte más racional, incluido el lenguaje y la voz de nuestra consciencia, mientras que el hemisferio derecho se ocupa de nuestra parte más intuitiva. En las mujeres, las conexiones neuronales se hacen más abundantes entre hemisferios propiciando así, en palabras de los propios científicos, la comunicación entre los modos de pensamiento analítico y pensamiento intuitivo. Todo ello facilita en las mujeres una mayor capacidad de atención, una inteligencia social más funcional y una mejor memoria para determinadas funciones como retentiva de palabras o reconocimiento de rostros.

Dibujo20131207 connectome - child - adolescent - young adult - pnas org

Estas conclusiones parece que aportan poco a lo que ya se sabía. ¿Cuál es la novedad más importante del nuevo trabajo de investigación? Lo más interesante del nuevo estudio liderado por Ragini Verma, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Pensilvania, es la evolución con la edad del conectoma. Las diferencias en la conectividad neuronal se aprecian con mayor claridad a partir de los 13 años (entre los 12 y 14 años se observan los mayores cambios); en edades más tempranas las conexiones entre hemisferios son muy similares entre niños y niñas. Por tanto, se cree que las diferencias en la conectividad entre hemisferios parece que tienen un origen hormonal y se hacen más visibles al llegar a la adolescencia. Se pensaba que las hormonas sexuales condicionan la organización del cerebro en una etapa precoz de la vida, pero ahora resulta que también afectan mucho durante la tormenta de hormonas de la pubertad.

Coda final. Me gustaría aclarar que he omitido mencionar de forma intencionada las críticas a la metodología del trabajo de Ragini Verma y sus colegas. Han usado una nueva técnica llamada imagen por tensor de difusión (DTI por Diffusion Tensor Imaging) y hay varios factores que no se sabe cómo influyen en esta técnica, por lo que no sabe cómo han de ser corregidos, lo que requiere futuros estudios. Estos factores podrían minar las bases de todo el trabajo y dejarlo en nada.

En “Men, Women, and Big PNAS Papers,” Neuroskeptic 03 Dic 2013, mencionan dos posibles efectos. Por un lado, el movimiento de la cabeza, que puede causar cambios en la DTI; si el movimiento involuntario de la cabeza en las mujeres es distinto que en los hombres, afectaría a los resultados del estudio. Por otro lado, el efecto del tamaño del encéfalo, que es mayor en los hombres que en las mujeres, incluso cuando se tiene en cuenta el tamaño corporal; en la técnica DTI una mayor longitud de una conexión neuronal implica una señal más débil y en un cerebro más grande las conexiones son más largas.

Cordelia Fine, “New insights into gendered brain wiring, or a perfect case study in neurosexism?,” The Conversation 04 Dic 2013, nos recuerda que otros estudios anteriores (con menor número de sujetos en estudio) no han logrado medir ninguna diferencia entre la conectividad neuronal entre hombres y mujeres, y que quizás el nuevo estudio ha sesgado su interpretación de los resultados para obtener conclusiones más sensacionalistas. De hecho, acusa al estudio de “neurosexista” y menciona que hay un movimiento de “neurocientíficos feministas” que lucha contra este tipo de sesgos. También recomiendo leer a Tom Stafford, “Are men better wired to read maps or is it a tired cliché?,” The Conversation 03 Dec 2013.

Christian Jarrett, “Getting in a Tangle Over Men’s and Women’s Brain Wiring,” Brain Watch, Wired.com 04 Dec 2013, nos recuerda que la técnica DTI ofrece unos bonitos diagramas de cableado neuronal, pero no permite una medida fiable del conectoma y la interpretación de Verma y sus colegas de las diferencias observadas está muy sesgada por estudios previos de dudosa validez científica. Además, un análisis independiente parece indicar que los resultados del nuevo estudio no presentan diferencias tan notables como los autores han querido destacar. Por ejemplo, se sabe que el cerebelo también interviene en tareas relacionadas con evaluar la atención, el control ejecutivo, el lenguaje, la memoria de trabajo, el aprendizaje, el dolor, la emoción y la adicción. Por lo tanto, las diferencias de cableado entre ambos sexos no son tan grandes. También recomiendo leer a Christian Jarrett, “Two Myths and Three Facts About the Differences in Men and Women’s Brains,” Brain Myths 20 Jul 2012, y

En resumen, el nuevo trabajo en PNAS ha recibido muchas críticas y debemos poner un cierto toque de escepticismo a sus conclusiones. Quizás en La Rosa de los Vientos yo debía haber incluido dicho toque y pido disculpas por no haberlo hecho.


7 Comentarios

Participa Suscríbete

RGB

Dado que los cambios se ven con mayor claridad a partir de los 13 años, ¿podría tener una influencia el hecho de que tradicionalmente las niñas pequeñas reciben muñecas mientras que los niños juegos de construcción? Es decir, además de la tormenta hormonal de la pubertad, ¿podría haber en esta diferenciación una parte meramente adaptativa en respuesta a una diferencia en el ambiente generado por la sociedad? ¿La diferenciación será menor en una niña que juega mucho al «mecano» (las hay… todo depende de sus padres)?

Como siempre, muy buen artículo.

GuillermoGuillermo

>>Por tanto, se cree que las diferencias en la conectividad entre hemisferios parece que tienen un origen hormonal y se hacen más visibles al llegar a la adolescencia<<

En la adolescencia hay mas cambios en la vida de una persona que los hormonales… La influencia socal con sus esterotipos no creo que pueda descartarse.
En el estudio, no se incluyen (me temo) sujetos de diferentes culturas cuya "historia social" podría aparecer reflejada en los resultados.

amparoamparo

¿Pero esa diferenciación es total (con sólo dos posibles valores), o, como casi todo en estadística, hay toda una gama de valores, gente con un cerebro más o menos femenino/masculino?.
¿Y qué pasa con los homosexuales y otras personas con rasgos de ambos sexos?

AA

Hay toda una gama de valores. De hecho, en una muestra poblacional se detectó que alrededor de un 17% de los hombres y las mujeres poseían cerebros que no se correspondían con los de su sexo, y que en muchas otras personas se producía un solapamiento entre características neurológicas femeninas y masculinas.

Ruth Lissette Cevallos ZambranoRuth Lissette Cevallos Zambrano

hola buenas, soy una alumna de bachillerato que ahora mismo se encuentra realizando su trabajo de investigación o como también puede ser llamado ” treball de recerca”. Realizo este comentario porque mi trabajo trata sobre las diferencias que hay entre los cerebros de los distintos géneros, y busco información sobre a partir de que están basados estas afirmaciones y el porque de dichas diferencias. Por otra parte estoy de acuerdo con la persona que ha realizado el primer comentario, es decir yo también me hago la pregunta si el hecho de que a las niñas se le regale una muñeca en vez de una pelota y viceversa eso realmente influye?, los cambios hormonales son el principal causante de dicho cambio entre ambos géneros? es decir, puede ser el que más se ve a primera vista pero no hay mas influencias?
Le importaría compartir sus conocimientos conmigo ya que ahora mismo me encuentro un poco estancada y no sabría por donde continuar.
Espero su respuesta, muchas gracias.
Ruth

AA

No, más bien cada niño o niña preferirá ciertos juegos según su funcionamiento cerebral. En esto poco influye la educación, aunque la presión porque se comporten de acuerdo a un paradigma puede hacer que inhiban o se avergüencen de sus verdaderos gustos y terminen aceptando los juguetes que en su entorno se consideren más “adecuados”.

Rolando OcRolando Oc

He leido el articulo y de cierta manera me ha sido util entender puntos que no son de mi especialidad. Buen tema, y buenos comentarios. Derrepente me lei todo y genial.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>