Jugar a videojuegos mejora la vista (la sensibilidad al contraste)

Dibujo20090524_arcade_videogame_players_vision_contrast_enhancement_(C)_Nature_Neuroscience

Adios al “niño, no juegues tanto con los videojuegos que vas a perder la vista.”

Con la edad la vista empeora. Uno de los problemas más típicos es la pérdida de sensibilidad a cambios de contraste en las imágenes (el efecto del contraste lo vemos fácilmente en cualquier televisor usando el mando a distancia). El contraste es muy importante a la hora de reconocer objetos o ver bajo iluminación pobre. Sorprendentemente, un estudio publicado en Nature Neuroscience demuestra que jugar a videojuegos de acción puede mejorar nuestra sensibilidad al contraste, una de las funciones básicas de la visión que más empeoran con la edad. ¿Por qué? Los autores creen que jugar a videojuegos es un entrenamiento para el procesamiento de nuestro cerebro de señales visuales que cambian rápidamente. Nos lo cuentan Gideon P Caplovitz, Sabine Kastner, “Carrot sticks or joysticks: video games improve vision,” News & Views, Nature Neuroscience 12: 527-528 , May 2009 , haciéndose eco del artículo ténico Renjie Li, Uri Polat, Walter Makous, Daphne Bavelier, “Enhancing the contrast sensitivity function through action video game training,” Nature Neuroscience 12: 549-551, May 2009 .

La sensibilidad al contraste de nuestra visión es un factor muy importante para ciertas profesiones, como los radiólogos y los pilotos, cuya profesión requiere reconoer objetos en condiciones de bajo contraste. Por ejemplo, los radiólogos estudian imágenes en las que cambios sutiles de contraste reflejan densidades tisulares (de tejidos) anormales resultado de la presencia de tumores, hemorragias u otras causas. Para la mayoría de nosotros el contraste es importante cuando conducimos nuestro automóvil durante la noche o con niebla, momentos en el que el contraste del entorno es bajo.

Jugar a videojuegos como terapia contra la pérdida de sensibilidad al contraste para los mayores que siguen conduciendo su automóvil. Li et al. en su estudio han estudiado a jugadores habituales de videojuegos de acción, mostrando que presentan una mejor sensibilidad al contraste excepto para frecuencias espaciales bajas, comparándolos con inviduos de la misma edad que no juegan a viodejuegos. Más aún, han mostrado que someter a un entrenamiento de “videojuegos de acción” a los que no son jugadores habituales (50 horas de videojuegos durante 9 semanas) mejora su sensibilidad al contraste (no así a los que se sometió a un entrenamiento de “videojuegos que no son de acción”). Los autores del estudio creen que el “aprendizaje perceptivo” (perceptual learning) es la razón de esta mejora de la visión observada.

¿Algún día los oculistas recomendarán a sus pacientes una terapia basada en jugar a videojuegos de acción? Los radiólogos y los pilotos deberán aplicarse el parche… quizás pronto, hasta Fernando Alonso (que confiesa ser poco aficionado) acabará aficionándose a los videojuegos de acción.

The implications of using video games therapeutically to improve contrast sensitivity are far reaching. Presumably, anybody who plays action-based video games can potentially benefit. Notably, individuals such as radiologists or pilots, who rely on their vision for making critical decisions, may directly benefit from such a training routine.

Finally, the current finding adds fuel to the fiery 21st century debate raging between parent and child over whether or not, how much or what kind of video game playing is appropriate.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>