Tecnocracia para la Técnica: Obama apuesta por la ciencia dirigida por un politólogo científico

Si fueras presidente de Estados Unidos y tuvieras que nombrar a un destacado científico como el próximo asesor científico de la Casa Blanca, ¿a quién nombrarías? ¿Nombrarías a un Premio Nobel? ¿Nombrarías a alguien con un gran índice-h o un gran número de citas? ¿Nombrarías a alguien con muchas publicaciones científicas? ¿Nombrarías a un especialista en Física, en Química, en Biología, o en Ingeniería?

Barack Obama tiene su propio estilo y ha nombrado a John Holdren. ¿No lo conoces? Que “tonto” eres. Es especialista en Política Científica de la Universidad de Harvard y es “muy famoso”: tiene 10 artículos en el ISI Web of Science y un índice-h de 2. ¡Gran Curriculum Vitae científico!

Bueno, seamos serios. Es una buena apuesta. Un especialista en Política Científica es lo mejor para un cargo de Política Científica. Holdren como politólogo científico (no como científico) está muy bien considerado. En este campo no se publica mucho, se ejecuta desde puestos de alto rango. Holdren estudió Ingeniería Aeronáutica en el prestigioso M.I.T. y obtuvo su doctorado en Física Teórica de Plasmas en 1970. Ha trabajado en los Livermore Laboratories, en Caltech y en UC Berkeley. Seguramente será una gran elección por parte de Obama aunque es de la cuerda de Al Gore y el Cambio Climático como prioridad científica y la Energía Nuclear como “visión de futuro”.

¿Quiénes acompañan a Holdren? Ha nombrado a la bióloga marina Jane Lubchenco. Esto es otra cosa. Con 77 artículos en el ISI Web of Science, un índice-h de 31 y con un paper en Science citado más de 1300 veces en 10 años, su prestigio científico está fuera de toda duda (por cierto “Human domination of Earth’s ecosystems,” Science 277: 494-499, JUL 25 1997). Ella será la próxima directora de la Agencia para la Protección de los Océanos y la Atmósfera (NOAA), que dirige buena parte de la investigación del Gobierno sobre medioambiente. Es una apuesta fuerte y por lo seguro.

Obama no quiere equivocarse con sus asesores científicos. Acompañan a los medioambientalistas anteriores dos prestigiosos especialistas en Biología aplicada a la Salud. Obama también anunció como asesor a Harold Varmus, Premio Nobel, especialista en retrovirus y en el virus del SIDA, exdirector de los Institutos Nacionales de Salud (NIH), tiene un índice-h de 30 aunque ha hecho gran parte de su carrera en altos cargos de política científica. También anunció a Eric Lander, índice-h de 22, con un paper con más de 3200 citas y especialista en la investigación del genoma humano.

Medioambiente, Salud y Energía parecen las apuestas fuertes de Obama en Ciencia.

Según Obama, “si volvemos a comprometernos con el descubrimiento; si apoyamos la educación científica para crear la próxima generación de científicos e ingenieros aquí mismo en Estados Unidos; si tenemos una visión para creer e invertir en cosas que aún no hemos visto, podremos dirigir el mundo hacia un futuro de paz y prosperidad.”


4 Comentarios

Participa Suscríbete

José R. RomachoJosé R. Romacho

“si volvemos a comprometernos con el descubrimiento; si apoyamos la educación científica para crear la próxima generación de científicos e ingenieros aquí mismo en Estados Unidos; si tenemos una visión para creer e invertir en cosas que aún no hemos visto, podremos dirigir el mundo hacia un futuro de paz y prosperidad.”

Esto no puede estar pasando en Estados Unidos; me cuesta creer que después de la edad oscura de Bush llegue de nuevo la ilustración al país. La noticia es tan buena que asusta.

IsodIsod

Yo creo que es una de las carencias de España, la dirección de equipos científicos y la falta de gestores políticos para proyectos de ciencia.

En medicina pasaba hasta hace unos años, el debate de si poner al frente de hospitales a gestores administrativos o médicos está superado por el gran número de cursos que hay en la actualidad de gestión hospitalaria y afines.

Sin embargo, en la universidad (supongo que será igual en el CSIC y demás estamentos investigadores) se une en el catedrático o director de departamento o jefe de grupo varias figuras: gestos de presupuestos, gestos de equipos humanos, director científico… y, salvo el último apartado, la mayor parte no tiene ni idea de los primeros. Los grupos que tienen a un buen científico y, a la vez, un buen gestor, no se dan cuenta de la enorme suerte que tienen.

Como dices, tiene que ser un privilegio poder contar con gente que aúne conocimientos de ciencia y de gestión.

soil

¿Permiso para poner cierto contrapunto a esa opinión? Me llamó la atención lo que decía Luboś Motl, notable físico, y dinamizador de la teoría de cuerdas en internet:

Crackpot John Holdren will become Obama’s science adviser

John Holdren is the ultimate example of the pseudointellectual impurities that have recently flooded universities and academies throughout the Western world.

Population growth means death

Do you want to know what is his specialization? Well, look at his publication list at scholar.google.com. No, he hasn’t found anything about laser cooling, like Steven Chu, despite his PhD in plasma physics. Instead, he has only written 3 very well-known texts – with at least 100 citations – and all of them are about the “catastrophic” population growth. A few additional, newer articles with 50 citations or so are about the “catastrophic” climate change.

The most famous article, by far (400+ cits), is his and Paul Ehrlich’s 1971 text in Science magazine,

Impact of Population Growth.

The subtitle says that “complacency concerning this component of man’s predicament is unjustified and counterproductive”. In other words, it is an unforgivable crime not to be hysterical about the population growth. Wow. They study the “interlocking crises” in population, resources, and environment that have been the “focus of countless papers, dozens of prestigious symposia, and a growing avalanche of books”.

Recall that the second author, Paul Ehrlich, predicted that 4 billions of people (90% of the 1980 total), including 65 million Americans (28% of the 1980 figure), would perish of hunger in “Great Die-Off” in the 1980s. Well, Holdren and Ehrlich may have narcissistically talked about “prestigious symposia” but it’s hard to change the fact that events where people compete who is going to propose a more absurd die-off scenario are just gatherings of pompous loons.

Do I really have to argue that their forecasts have been proven remarkably wrong? Do I have to argue that all similar papers are likely to be wrong because the “arguments” in them are simply not rational? It’s no science.

http://motls.blogspot.com/2008/12/cr...become.html

emulenewsemulenews

Gracias, Soil, por el contrapunto. De todas formas recuerda que Luboś Motl en su blog es “extremadamente políticamente incorrecto.” Sus opiniones siempre son “radicales,” muy criticables y muy criticadas. La mayoría de los físicos “notables” que tienen blog lo critican arduamente.

En cuanto a que es un “notable físico,” he de indicarte, por si no lo sabes, que sólo tiene 12 papers en el ISI WOS y aunque son bastante buenos, sólo tiene un índice h de 8. Tiene como coautores a los notables físicos Arkani-Hamed (62 papers desde 1998), Strominger (152 papers desde 1978) o Banks (124 papers desde 1973). En un campo tan activo como la teoría de cuerdas, donde es muy fácil publicar, sólo 12 artículos (el primero en 1998) son muy poquitos.

Deja un comentario

Tu email nunca será mostrado o compartido. No olvides rellenar los campos obligatorios.

Obligatorio
Obligatorio
Obligatorio

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>