La kilonova que originó GW170817 dio lugar a un agujero negro

Dibujo20171212-chandra-gw170817-arxiv-1712-03240

La onda gravitacional GW170817, el brote corto de rayos gamma sGRB 170817 y la kilonova AT 2017gfo son el resultado de la fusión de dos estrellas de neutrones con 1,48 y 1,26 masas solares. El remanente, con unas 2,74 masas solares puede ser una estrella de neutrones o un agujero negro. Tras 100 días de observaciones, casi seguro que es un agujero negro. Así lo indican las observaciones del telescopio espacial de rayos X Chandra realizadas el 3 y el 6 de diciembre de 2017. Si fuera una estrella de neutrones hipermasiva su emisión en rayos X tendría que ser mucho más intensa de la observada. Por supuesto, aún no se puede asegurar al 100%, pero casi seguro que es un agujero negro, como inicialmente muchos habíamos sospechado.

El artículo es David Pooley, Pawan Kumar, J. Craig Wheeler, “GW170817 Most Likely Made a Black Hole,” arXiv:1712.03240 [astro-ph.HE].

1 comentario

Participa Suscríbete

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *