Todo lo que siempre has querido saber sobre la anomalía de las sondas Pioneer

Lo siento, yo no te lo voy a contar, no voy a traducir 163 páginas de documentación sobre lo que de verdad se sabe sobre la anomalía de las sondas Pioneer. Todas tus preguntas (salvo la más importante, por qué se produce) sobre la anomalía de las sondas Pioneer te las contestará el artículo de revisión de 163 páginas de Slava G. Turyshev, Viktor T. Toth, «The Pioneer Anomaly,» ArXiv, 20 Jan 2010. ¡Ah, que todavía no lo sabes! La anomalía de las sondas Pioneer se refiere a la aparente aceleración que las sondas Pioneer 10 y 11 han mostrado cuando se encontraban a distancias del Sol entre 20 y 70 UA (unidades astronómicas). Esta aceleración aP = (8,74 ± 1.33) × 10-10 m/s2 viola aparentemente la ley de gravitación universal de Newton (la ley de la inversa del cuadrado) y actualmente no tiene ninguna explicación definitiva, aunque se han propuesto muchísimas explicaciones posibles (más o menos convincentes). El artículo de Turyshev y Toth menciona alguna de esta especulaciones, pero no se recrea en ellas, ni pretende presentar de forma sistemática todas las que hay.

Hoy en día, la existencia de la anomalía no puede ser puesta en duda. Sin embargo, los nuevos análisis de los datos radiométricos de las Pioneer indica que la aceleración anómala no es constante sino que va decreciendo ligeramente conforme pasa el tiempo (como muestra la figura de la izquierda). Además, la dirección a la que apunta la aceleración anómala tampoco está clara (tiene un error de unos 3º). Podría apuntar al Sol (1 en la figura de la derecha), hacia la Tierra (2 en la figura), en la dirección opuesta a la velocidad de la sonsa (3 en la figura) o en la dirección del eje central de la sonda (4 en la figura). La anomalía se ha observado en la Pioneer 10 hasta una distancia de 70 UA, y en la Pioneer 11 desde una distancia de 20 UA, sin embargo, no se sabe si la anomalía estaba presenta a distancias más pequeñas. La anomalía presenta un error sistemático oscilatorio con variaciones diarias y anuales claramente visibles, pero no se sabe si tienen algo que ver con la explicación de la anomalía. Las Pioneer también presentan una anomalía de espín, pero no se sabe si está relacionada con la aceleración anomalía. Finalmente, la explicación menos esotérica, que la anomalía es debida a una radiación de calor de los motores anisótropa no se puede descartar, ya que se cree que ha sido subestimada en estudios anteriores.

Los autores de este artículo de revisión han emprendido un proyecto de investigación exhaustivo que reanalizará todos los datos telemétricos de las sondas Pioneer 10 y 11 mediante un nuevo software de análisis de datos y esperan que en menos de una década el problema de la anomalía de las sondas Pioneer sea resuelto. Esperemos que así sea.

Más sobre la anomalía de las Pioneer en este blog:

Los satélites de Neptuno podrían descartar una solución gravitatoria a la anomalía de las sondas Pioneer, 18 Diciembre 2009;

Disipación térmica asimétrica como causa de la anomalía de las sondas Pioneer, 20 Noviembre 2009;

Posible solución relativista a la anomalía de las sondas Pioneer, 20 Octubre 2009;

Otra explicación numerológica para la anomalía de las sondas Pioneer 10 y 11, 18 Octubre 2009;

Aceleración planetaria de sondas espaciales: Una anomalía y una fórmula que buscan una explicación, 10 Octubre 2009;

La explicación española de la anomalía de las sondas Pioneer, 15 Septiembre 2009;

Los últimos datos sobre la anomalía de las sondas Pioneer apuntan a la materia oscura y a nueva física más allá del Modelo Estándar, 3 Julio 2009;

La anomalía de la sonda Pioneer y la incertidumbre en la órbita de Plutón, 4 Mayo 2009;

Descubrimientos recientes sobre la anomalía de las sondas Pioneer (Earth flyby anomaly en 5 sondas espaciales), 5 Marzo 2008; y

El sistema solar como un gran laboratorio para la gravedad (o ideas sobre la anomalía de las sondas Pioneer), 28 Enero 2008.



7 Comentarios

  1. «Lo siento, yo no te lo voy a contar, no voy a traducir 163 páginas de documentación sobre lo que de verdad se sabe sobre la anomalía de las sondas Pioneer.»

    Esto es un blogus interruptus. Qué malo eres, uno entra desde el feed leyendo el titular y zas! la primera en la cara xD

    En fin, bromas aparte. No había visto el artículo pero vamos, me parece alucinante el trabajo por parte de esta gente, cuando tenga tiempo le echaré un vistazo.

    Gracias por el post.

    1. Ferraz, no no es posible usar las Voyager 1 y 2 para estudiar la anomalía. El problema es el sistema de control de la posición y orientación de la sonda. El sistema de control de la orientación en las Voyager las hace sufrir aceleraciones propias que enmascaran a cualquier aceleración anómala de pequeña magnitud. El sistema de control de la orientación de las Pioneer se diseñó intencionadamente para que evitara este tipo de «bamboleos» y poder obtener medidas precisas de la posición, velocidad y aceleración de las sondas.

  2. Desde que escuché esta noticia, estaba deseando echarle un ojo a algún artículo que tratase el tema… pero soy bastante perro. Así que gracias.

    Por otro lado, me encanta que exista la anomalía. ¡Un misterio así en nuestros días! Es realmente apasionante, aunque puede que la explicación sea debida a una asimetría en la radiación de calor por los motores, quién no fantasea con algún nuevo detalle de la gravitación que había «pasado por alto»…

    Ya estoy deseando que acaben los exámenes para empaparme con los artículos que enlazas. Saludos!

Deja un comentario

Por Francisco R. Villatoro
Publicado el ⌚ 22 enero, 2010
Categoría(s): ✓ Astronomía • Ciencia • Física • Physics • Science
Etiqueta(s): ,